Luego de que este fin de semana elementos de seguridad se involucraran en una riña que cobró la vida de un joven.

Luis Hernández

Luego de que este fin de semana elementos de seguridad se involucraran en una riña que cobró la vida de un joven de 19 años de edad, José Arturo Sánchez Castellanos aseguró que se requiere fiscalizar y ordenar a las empresas que operan en este tipo de negocios. La propuesta es crear una base de datos.

En un tema que ha sido recurrente en la Mesa de Seguridad Ciudadana de León, el presidente del CCEL aseguró que urge poner en marcha procesos de control y registro sobre este tipo de organizaciones.

“Hemos insistido en que tiene que haber un trabajo mucho más profundo para la revisión de estas empresas, lo que se tiene a veces es nada más un padrón y a veces ni eso; tiene que haber mucho más rigidez en la validación del personal de estas empresas, en que todo su personal esté ‘limpio’, no tenga antecedentes, pero ahí tiene que haber un trabajo más intenso de la administración municipal para poder estar fiscalizando, auditando y revisando estas empresas porque por sí solas, muchas veces no lo van a hacer”, dijo.

El empresario fue enfático en el sentido de que deben de establecerse protocolos más rigurosos para tener plena certeza con los de estas organizaciones, incluso con aquellos contratados por fraccionamientos o residenciales.

“No se tiene una supervisión estricta de quienes son estos elementos de seguridad de todos los niveles, desde los ‘cadeneros’ de los bares hasta quienes cuidan los fraccionamientos, que son personas que conocen total y absolutamente el ‘modus operandi’ de todos los vecinos”, dijo.