Comerciantes, transportistas y ciudadanos argumentan que no hay garantías para hacer la feria, afirman además que “Salamanca y los comerciantes estamos de luto”

Por Eugenia Rojas

Salamanca.- Ante los altos niveles de inseguridad que vive Salamanca y luego del multihomicidio ocurrido en el centro nocturno La Playa, los comerciantes establecidos del centro histórico colocaron moños negros en señal de luto y a la par pidieron se cancele las fiesta de primavera programadas del 12 al 21 de abril, por no haber garantías para los ciudadanos.

En conferencia de prensa comerciantes, transportistas y ciudadanos, el representante de la asociación de taxi Ejecutivo Salamanca, Antonio Lanuza Ruíz cuestionó el asesoramiento a la alcaldesa, “desafortunadamente no toman en cuenta a la sociedad civil organizada. La ciudadanía estaría más conforme que se cancelara la fiesta por el momento que estamos viviendo, por el problema que se está viviendo en Santa Rosa (…). En Salamanca ya tenemos consecuencias. Nosotros pedimos a la administración que se cancele la feria, porque es demasiado arriesgado llevarla a cabo”.

“En cinco meses la administración no tiene un plan de trabajo, yo creo que no tiene un plan de contingencias en estas fiestas”, acotó.

Luego de la rueda de prensa, comerciantes y vecinos del centro histórico mostraron el duelo que vive Salamanca, “Con moños negros en comercios y domicilios, Salamanca y la ciudadanía están de luto por  el multihomicidio ocurrido la madrugada del sábado.  Con la inseguridad y nula respuesta del gobierno municipal no hay garantías para hacer la feria de primavera de Salamanca, damos el pésame a las familias que están sufriendo”, destacaron comerciantes.

Ricardo Rivera, integrante del Grupo Libre Centro Seguro dijo “la administración local prometió  400 policías para seguridad en el centro histórico y lo único que hemos tenidos son 15 robos, extorsiones por  pago de uso de suelo y negocios cerrados de febrero a la fecha.  Se han puesto denuncias y no hay resultados, solo se consignó a uno de los 12 ladrones detenidos, que al día siguiente salen”.

Afirmó que ante la nulidad de la autoridad local, la inseguridad y falta de plan de emergencias, el Grupo Libre Centro Seguro acordó llamar a la alcaldesa a cancelar la feria de primavera porque  “las salidas de emergencia no se observaron. Es peligroso porque se está cerrando todo el centro desde las cinco 0 de la tarde a las 12 de la noche (…), una ambulancia no va a poder pasar. No vamos a festejar algo cuando Salamanca es el municipio que encabeza homicidios. No queremos fiestas aquí, Salamanca y los comerciantes estamos de luto. Salamanca está a un tris de ser un pueblo fantasma porque los comerciantes se están yendo”.

Locatarios presentes dijeron que los comercios se están yendo de Salamanca, “tengo unos locales y en menos de dos meses se han ido los inquilinos porque les cobran piso”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *