En medio del repute delictivo en Quintana Roo, el número de licencias que el gobierno de la entidad ha autorizado para que empresas brinden servicios de seguridad privada rebasa en al menos 10 por ciento las entregadas en 2016. Según el portal de transparencia de la Secretaría de Seguridad Pública (SSPQRoo), en lo que va del año se autorizaron 187 permisos, mientras que en 2016 la cifra cerró con 172.
Las licencias autorizadas cubren desde la instalación de alarmas, cámaras de vigilancia y monitoreo, resguardo de eventos masivos, escoltas, servicios de seguridad privada y resguardo para el traslado de valores. Los permisos no sólo se autorizan para empresas dedicadas a brindar servicios de seguridad. También están registrados hoteles, condominios, residenciales y comercializadoras, que no han quedado exentos del repunte en la incidencia delictiva en la entidad que gobierna Carlos Joaquín González.
Tan sólo de enero a julio se han registrado seis mil 35 robos, de estos mil 413 han sido en casa habitación y mil 302 a negocios, y el resto han sido a transeúntes, de vehículos y transportistas.
“Hay una selección, ahora el Consejo Nacional y Estatal de Seguridad Pública ahora son más estrictos y es un filtro, por eso en Veracruz casi no hay colusión entre guardias de seguridad con hechos ilícitos”. Si bien los hoteles no han reportado atracos, la violencia ha impactado a la zona hotelera de Cancún, en donde se han registrado enfrentamientos entre grupos del crimen organizado y ataques como el sucedido el 26 de agosto contra tres personas que iban a bordo de una camioneta en la zona hotelera.
De acuerdo con la página de Internet habilitada, para obtener el registro para brindar servicios de seguridad, las personas físicas o morales deben cumplir con 16 requisitos. Sin embargo, no precisa si habrá revisión presencial de las instalaciones o equipos con los que deberá contar.
Dentro de la documentación que se requiere son las facturas que amparen la propiedad de los equipos de radiocomunicación; comprobante actualizado del domicilio principal y de las oficinas auxiliares; copia de la Licencia Colectiva Particular, otorgada por la Secretaría de la Defensa Nacional, acompañada de sus anexos, o manifiesto bajo protesta de decir verdad que no utilizará armas de fuego, y el modelo del contrato de prestación de servicio que utilice o pretenda utilizar para el desempeño de sus actividades.
De acuerdo a lo solicitado, toda la información que requiere la SSP es documental o fotografías, en algunos casos. “Fotografía del vestuario que se utilizará para la prestación de seguridad privada”, el cual deberá ser diferente a los utilizados por los cuerpos de seguridad.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *